Humo que se va, de Carlos Cebrián

Estándar

DESOLACIÓN E IRONÍA

Ahora ella dice

nuestras vidas están arruinadas”,

cómo podría explicároslo…

con ese aire tan suyo

entre la desolación y la ironía,

Colección Diarios de Helena, Jesús Zomeño editor, 1999. Ilustración de portada de Miracoloso.

Colección Diarios de Helena, Jesús Zomeño editor, 1999. Ilustración de portada de Miracoloso.

la sinceridad comprometida

y la intrascendencia;

y sonríe,

deja caer el peso de la sombra

sobre nuestro lecho efímero

así, como si nada

y sonríe,

no se detiene a meditarlo

simplemente dice,

dice

y sonríe…

Luego enjuga mis lágrimas desatadas

con sus besos desatados

cómo explicároslo…

entre la desolación y la ironía,

el deseo comprometido

y la pasión.

 

VERSOS O BESOS

a Juan Ángel Castaño.

Hoy es un día de escepticismo.

La poesía no me ha dado tanto,

la verdad…

Quizás si, pudiera ser;

-como me dice mi amigo-

la ilusión de un primer poema publicado,

y la prisa por publicar el segundo poema;

la satisfacción del primer libro editado.

Tal vez, algunos amigos, pocos…,

muchas frases que han dicho otros

-antes que yo-.

Sobre todo he perdido dinero y sueño.

Seguramente he aprendido a disfrazar

la forma que tenía de decirte lo siento;

estoy seguro de ello,

he aprendido a pedir perdón.

(Para decirte te quiero

o lo mucho que te quiero,

jamás empleé un solo verso,

para eso pude recurrir a los besos,

a algunos besos).

Versos y besos, o mejor…,

versos o besos

a modo de resumen.

La poesía no me ha dado tanto,

la verdad…

(Escribir poesía, quería decir).

 

 

CONTRASEÑAS

Mi vida tiene contraseñas,

consignas;

para entrar en ella

debes pronunciarlas

con pulcra exactitud.

Es más, no solo nombrarlas

sino revivirlas.

No es solo la tristeza

ni la exuberante melancolía

ni el recuerdo más irreprochable;

ya deberías saber

que el amor conduce a laberintos,

a estancias de puertas cerradas.

a vigilias …

No, no es únicamente la tristeza

-mágica palabra usurpada-.

Es una agónica mirada,

el suelo deslizante bajo los pies

y un cielo movedizo y gris sobre

las cabezas.

Mi mundo requiere contraseñas,

consignas

-mi vida es así:

recónditos pasadizos

vértigos, brumas, tinieblas

y algunos días

de deslumbradora luz-.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s