Malasia en corazón , de Ángeles Campello

Estándar

Flotando por un
campo de nubes,
sintiendo de nuevo
las mariposas de la
aventura revolotear
por todo mi cuerpo,
compruebo el rejuvenecer
de un castigado corazón

Los Cuadernos imposibles, nº 14, 210

Los Cuadernos imposibles, nº 14, 210

Nadar mar adentro
despojado de todo
sentimiento doliente
Flotar en las tranquilas y
claras aguas de la mente,
disfrutando de la
desnudez emocional
Ir más allá y sumergirnos
en la profundidad luminosa
de la liberación

Retorna cíclicamente
esta pena ancestral,
aparece en cimas
de felicidad, y
siento cómo su
lengua de fuego
arde y quema mis entrañas.
¡Este demonio de mil cabezas
que lanza llamaradas
por su boca y carboniza
toda esperanza!
Mas la memoria
de guerrero shaolin
que dormita en mí
se revuelve, lo enfreta y desafía:
haciendo acopio de todo
el chi acumulado
inspira, enfoca y golpea,
cae una cabeza (el miedo),
golpea de nuevo,
cae otra cabeza (la pena),
y otra (el abandono),
y otra (la pérdida),
y así una tras otra…
El demonio queda descabezado y
yo sonrío desde el corazón

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s