PUBLICULTURA BAJO CERO, por Francisco Gómez

Estándar

iconos-de-la-cultura-8690360Observo ya con cierto escepticismo (supongo que la edad empieza a hacer algún estrago) que en esta “city” que tantos tanto amamos y odiamos al tiempo la separación, el divorcio entre el público, los ilicitanos y algunos foráneos y los actos culturales es cada día mayor, más patente. Observo no sin cierta desolación que interesan sólo mayoritariamente los actos culturales donde interviene algún actor o actriz famos@, los grupos musicales de moda o de arraigada tradición o aquellos actos culturales en los que sus protagonistas se curran un montón la atracción de su público aún a fuerza de etiquetarlos como “pesaos” y no siempre se cumplen las expectativas…image_218

Pongo dos ejemplos recientes: una amigas pusieron en marcha en iunius la presentación en “la city” del poemario “Apología del desastre” del poeta andaluz Jesualdo Jiménez de Cisneros Quesada con prólogo del músico Enrique Bunbury en el Centro de Congresos. La recaudación íntegra iba destinada a una asociación comarcal de lucha contra el cáncer. Esta entidad, según me informaron, tiene unas 400 asociad@s. Pues bien, en aquel recinto había muchos claros, demasiados y no se consiguió el objetivo de vender todos los libros que iban destinados a pagar gastos de esta asociación.

Segundo lamentable enxiemplo: la mediática y reconocida cocinera ilicitana Susi Díez, copresentadora del televisivo programa “Top Chef” no pudo evitar las lágrimas de impotencia al recaudar sólo 2.070 euros para dos comedores sociales de la “city” por la venta de su libro “De la Dama de Elche a Susi Díez”, cuyo autor es Pedro Nuño de la Rosa, según transcribo en noticia del diario Información del 24 de junio, firmada por J. M. Grau. El dinero se destina a dos comedores sociales situados en Los Palmerales y en la calle Ginés García Esquitino, impulsados por la Primera Iglesia Evangelista Bautista de La Paz y la asociación islámica Al Taufik.

Estoy emocionada porque no es justo que tengamos que dar sólo esta cantidad”, declaró la reconocida cocinera, además de insistir en su deseo de que ojalá las ayudas se doblen con la venta del libro, “para que la gente coma con dignidad”.

Bueno, así están las cosas y así las contamos. Mi amigo, el historiador Miguel Ors Montenegro, me dijo en cierta ocasión que me fuese desengañando pues en la “city” sólo habrá tirando por lo alto 1.500 potenciales lectores que compran libros en una población con más de 230.000 almas. En una ciudad trabajadora, industrial a muchos paisanos la cultura se la “repampinfla” y es una batalla muy difícil de superar. Y en muchos casos, los propios ilicitanos no son los culpables de ignorar la cultura por las condiciones que vivieron y atravesaron.

Hace poco, escuché a Arturo Pérez Reverte comentar que la gente está deseando superar, sortear la crisis para volver a vivir como lo hacían antes y comprar buenas coches, darse buenas cenas y excelentes vacaciones. O sea el modelo del “homo ilicitanus”. Y allá películas…

Con ironía pienso que en la city de las Lanzas y La Festa, de esos 1.500 potenciales lectores, quizás un tercio de ellos también escriben poesía, relatos, artículos, ensayo, tesis doctorales, antítesis, síntesis, memorias, etc, etc. y si sólo este personal lector-escritor acudiera a los actos literarios que se suceden en un núcleo con abundancia y calidad de poetas y escritores, se agotarían como mínimo las primeras ediciones que surgiesen de cada poemario, novela, libro de relatos, ensayo, etc, etc…pero como cada quisqui tiene sus camarillas y sus amigos versus enemigos pues unos no acuden a las presentaciones de los otros y otras camarillas no aparecen en las presentaciones de los unos. Y así nos luce el pelo y aquí paz y después gloria. O sease otra batalla perdida y que cada barco navegue como pueda. Bueno, esto es normal en la historia de la literatura; los celos, las envidias, los egos, las soberbias, las supuestas calidades, las corrientes, las enemistades, etc, etc, etc…

También pienso y lo vuelvo a repetir que es muy necesario interesar a los jóvenes por los libros y acercar a los autores y sus obras a quince institutos de la “city” y aquí es esencial la colaboración de los profesores de Lengua y Literatura de los centros de secundaria, a las escuelas de adultos, a las tres universidades de Elche (aunque aquí también habría mucho que hablar por el interés de muchos universitarios por la cultura), a los alumnos senior de los recintos universitarios.

También sé de muchos buenos escritores y poetas de la “city” que tienen sus obras en el cajón porque no encuentran editor para sus obras y algunas de alta calidad literaria. Una pena, la verdad, qué quieren que les diga. Porque la autoedición, aparte de ser una proeza es una aventura de locos quiméricos que aman, amamos con apasionada sinrazón la literatura. Y luego viene el cantar de la distribución que es una lucha que ríete de La Odisea.

Y hablamos de la literatura pero en el terreno del teatro, la música, la pintura, cine; en esta bendita “city” hay muchos grupos, amantes de la cultura que se las ven y desean para sacar adelante su música, su obra de teatro, sus creaciones plásticas, sus cortos. Si consiguen público para que aprecian o desprecien las creaciones de sus desvelos a pesar de algunos intentos públicos en programaciones, recitales, etc, etc, etc…

Y esta es la maroma que con dificultad tenemos que tragar y poco más. Lo que hay

Francisco Gómez

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s