LOS HERMANICOS, por Francisco Gómez

Estándar

img-20161027-wa0002

Este artículo o lo que sea no debería hacerlo público, enviarlo a mi editor pero mi corazón, mi cabeza, las ventanas de mi alma gritan dentro para que lo saque fuera aunque a casi nadie importe. Quizás para evitar un poco que las arañas sigan horadando mis galerías en lo posible.

Atravieso uno de los peores años de mi vida. Todo lo que veo alrededor es desierto, páramo, melancolía, tristeza. Soledad. El hombre más importante de mi vida se nos fue un día de agosto como tantos cuando empezaban las fiestas de Elche y yo comenzaba mi duelo interior. Ese día una lanza nos atravesó de parte a parte y he visto y sentido el amor y también la indiferencia de un@s y de otr@s hacia mi padre, ya digo, el hombre más importante de mi vida. Su magisterio de amor, bondad y sabiduría a pesar de no haber leído nunca un libro (¡qué importa si sus valores no pueden enseñarse entre palabras!) estarán siempre presentes en nosotros hasta el último de los días.

Uno, aunque no debería decirlo, también circula por las ventiscas de la ausencia y el desamor y un problema físico lo ha tenido con piernas metálicas una buena temporada, arrastrándose como podía por esos caminos.

Algun@ pensará: “Joer, a este tío sólo le pasan penurias. Parece el “rigor de las desdichas”. Como dice D. Antonio parafraseando su hermoso verso, “mi corazón también espera un milagro del otoño”.

Aquí no ha acabado todo. Mi padre Francisco, como sus hermanos Félix, Doroteo y Cristino eran y/o son fumadores empedernidos y dos de ellos, con seguridad, ya se han ido tras el manto azul del misterio por el tabaquico que no dejaban ni por una apuesta. Pero el otro día, mi tío Cristino, también “heavy smoker” tuvo que ser ingresado de urgencias a causa de un infarto de miocardio a causa, entre otras cosas de un epoc que le cabalga por sus pulmones, igual que le pasaba a mi padre, su hermano.

Otro palazo al corazón pues mi tío Cristino junto a su hermano y mi tío Juan Antonio no han dejado de ver y preocuparse por mi padre desde que empezó con sus problemas de salud y su amor y su unión entre hermanos viene desde la lejana infancia en El Moralico cuando tempranamente perdieron todos a su madre.

Pues bien, un día fui a verle a la UVI del Hospital General Universitario de Elche y cuál fue mi sorpresa que me dio un no sé qué cuando su hija Laura, me dijo que su padre en unos momentos difíciles cuando se temía que podía irse al otro lado, le había comentado que había visto una luz amena, un tunel y unas personas que le llamaban desde la otra parte. Y más aún, mi tío Cristino dijo que eran sus Hermanicos, jóvenes y con muy buen aspecto, que le animaban a seguirle con ellos. Esta noticia fue una bomba en mi interior pues tengan en cuenta que mi tío Cristino estaba en la Uvi, semiinconsciente y con serias posibilidades de fallecer. Entre estos Hermanicos citó a mi tío Félix y a mi padre.

¿Qué pensar, qué decir, qué imaginar ante estas palabras? ¿Proféticas, clarividentes? No sé qué pensaréis, queridos lectores, pero una hilatura de esperanza empezó a coserme el castigado corazón.

¿Por qué tantas y tantas personas, que en esos momentos no pueden pensar con racionalidad, ven siempre la misma imagen? La Luz, el túnel… Y mi tío vio a sus Hermanicos. A mi padre, joven, con buen aspecto, llamándole para que se reuniera con ellos. Un río de esperanza inició su peregrinaje por mis arterias y a escondidas empecé a llorar.

Mi tío Cristino, que siempre ha ido a sus cosas, decidió no hacerles caso, y ahora está recuperándose en una planta del centro sanitario, fuera ya del peligro serio, pero sin saberlo él me dio una de las buenas nuevas que mi sentimiento anhelaba.

Que los Hermanicos están y esperando tras la Luz, al final del Túnel.

Y mi corazón vislumbra algo de claridad entre tanta niebla.

Francisco Gómez

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s